escuela nautica baleares valnautica

escuela alisios

Yachy Point 01

Capítulo 4  UN NAVEGANTE LEPERO


El Thalassa  ha zarpado de Mazagón y una vez sobrepasado el largo dique Juan Carlos I, abandonó el canal del Padre Santo navegando a lo largo de la costa ganando el oeste aprovechando que reinaba un leve terral.
Nuestros personajes, sentados en la bañera, Trinquete a la caña y Don Botalón entretenido haciendo una gaza, contemplaban a distancia las playas de Punta Umbría, desgraciadamente casi veladas por el alto caserío.
A la altura del río Piedras, la flecha arenosa de El Rompido se alzaba ocultando parte de la vegetación de pinos  que crecen en las rojizas tierras de esa parte de la costa.
    
- Maestro, cada año que paso por aquí veo el litoral como diferente.
- Natural ; esa lengua de arena que ves crece cada año 40 metros y de una forma diferente.
- ¿y siempre estuvo aquí?
- Hace 200 años no existía y se ha formado por los aportes del flujo mareal. Está considerada  esta flecha de El Rompido como una joya geomorfológica única en España tanto por su formación como por la flora y la fauna que contiene.
 

 

capitulo 4 001 

 

- Pero es raro que siempre vaya en esa dirección…
- Vamos a ver Trinquete ¿Qué vientos dominan en esta zona?
- Los del suroeste.
- Así es, nuestro típico  poniente  luego la dinámica de la costa está clara.
- Entonces, sin el abrigo de la lengua de arena se navegaría poco por ahí.
- Te equivocas. Ahí, en la desembocadura del río Piedras y aunque en un emplazamiento diferente al que actualmente tiene, está el puerto de Lepe : El Terrón y desde su fundación, en la Alta Edad Media, salieron de él  para la mar importantes navegantes.
- ¡ Jajá …  sería por contar chistes importantes!
- Esto que dices es una simpleza. Son precisamente los marineros de esta zona los que más contribuyeron en los viajes descubridores.  Por ejemplo ¿sabes quién fue Rodrigo Pérez de Acevedo?
- Ni idea.
- Fue un lepero más conocido como Rodrigo de Triana , entonces  ¿ya sabes quién fue?
- Creo que fue el primer marinero que desde la Santa María avistó  primero la tierra americana.
- por eso en la historia es importante conocer todos los detalles.
Y en cuanto a barcos toda esta costa estaba plagada de varaderos donde los carpinteros de ribera armaban las famosas carabelas, así que cuando te digan carabelas, piensa en esta parte occidental.
- ¿Entonces hubo marineros leperos importantes?
- Por supuesto , incluso hubo uno que llegó a ser rey de Inglaterra por un día , pero esa es otra historia …
- ¿Y el rey tenía en cuenta estas tierras tan apartadas?
- Tanto que, cuando tenía que emprender una misión de navegación peligrosa, echaba mano de sus residentes.
- Tío, por favor, cuéntame una de esas historias.
- Entonces en toda España vivían, como mucho, seis millones y Andalucía, recién terminada la peste negra, estaba bajo mínimos, por lo que los navegantes afamados se podían contar con los dedos de las manos.
En Lepe vivían dos de ellos: Juan Días de Solís y Francisco de Torres.  El rey les encomendó en secreto descubrir un paso, tras conocer que Vasco Núñez de Balboa había descubierto el Mar del Sur (el  Pacífico), para llegar a las islas de la Especiería (las Molucas).
- ¿En secreto?
 

 

capitulo 4 002 

- En ese tiempo no existía una clara delimitación de la línea de Tordesillas, que era la que constituía el límite de las coronas de España y Portugal en sus descubrimientos, por lo que los viajes de exploración eran espiados por los dos países.
De hecho la expedición, bueno te estoy hablando de algo ridículo: tres carabelas,  una de 60 toneles y dos de 30, unos barquichuelos de 15 o veinte metros de eslora que embarcaban a sólo 60 personas, pero que fue detectada por los espías portugueses que intentaron ,sin conseguirlo ,sabotear la empresa por lo que se trasladaron de Lepe a Sanlúcar de Barrameda.
 

 capitulo 4 003 

El 8 de octubre de 1515  zarparon rumbo a América perseguidos por la armada portuguesa al mando de Nuño Manuel Cristobal de Haro que tuvieron que  singlar hacia Europa cuando una tempestad cayó sobre ellos en los 86º.
Pero nuestros leperos llegaron al brasileño cabo de San Agustín y siguieron barajando la costa hacia el sur.
No te creas, Trinquete, que esa era una tarea fácil tal y como estamos navegando nosotros ahora mismo.
Arrumbaban muy pegaditos a la costa con el fin de cartografiarla y medir profundidades y cuando caía la noche se separaban de ella aguantando la posición para volver al mismo punto que abandonaron a la puesta de sol para retornar al trabajo.
- ¿Y por qué lo hacían?
- Estamos hablando de tierras inexploradas y no se podía navegar de noche sin ver los accidentes de la costa que podrían hacer perder las naves y por supuesto cartografiarlas para futuras expediciones.
De este modo van reconociendo minuciosamente y registrando prolijamente toda la costa hasta que encontraron el 20 de enero un gran estuario (el de los ríos Paraná y Uruguay) con un agua dulzona que bautizaron como Mar Dulce cuando apenas se cumplían tres meses y medio desde que zarparon de España.  Habían descubierto el actual Río de la Plata.
 

 capitulo 4 004 

Los expedicionarios remontaron el estuario y observaron unos nativos que desde la rivera hacían señales pacíficas ofreciéndoles comida y regalos. Fondearon a un tiro de piedra de la costa y Díaz de Solís con ocho  de sus hombres se embarcaron en el batel para saludarlos pero los indígenas les  rodearon y les mataron, salvo al grumete Francisco del Puerto que fue liberado 11 años más tarde cuando desembarcó la expedición de Sebastián Caboto.
Los marinos observaron impotentes, desde la borda del barco, como una horda de aborígenes asaban y devoraban los cadáveres con una gran algarabía.
Muerto Solís toma el mando Francisco de Torres que regresó al cabo de San Agustín y ante la persistencia del mal tiempo decide regresar España.
Al menos cargaron los barcos de Palos de Tinte que bautizaron como Palo de Brasil e hicieron tasajo para el viaje de regreso con carne de lobos marinos.
Pese al mal tiempo reinante, que nunca acababa de mejorar, decide zarpar y como resultado una  carabela se pierde al ser arrastrada contra la costa de la isla Catalina y que tras el desastre la bautizaron como la de los Perdidos.
Los sobrevivientes, al no poder ser rescatados permanecieron allí y se integraron con los indios Guaraní, estableciendo al final la descendencia de los primeros mestizos del continente austral.
Trece años más tarde recaló en la zona el San Gabriel de Rodrigo de Acuña y se encontró a cuatro de ellos.
 

 capitulo 4 005 

Tras 2.700 millas de penalidades con un tiempo siempre borrascoso y con la cubierta barrida por las altas olas de los durísimos vendavales y devastadores ciclones llegaron por fin en el mes de septiembre de 1516 a Sanlúcar de Barrameda con las dos carabelas cargadas de palos del Brasil y pieles de Lobo marino.
Al conocer la muerte del comandante cambiaron el nombre de Mar Dulce, al de Solís preparando ,a raíz de las noticias, la expedición de 1519 de Magallanes para confirmar el paso hacia el Mar del Sur.
Definitivamente el descubrimiento del río de Solís, a pesar de ser uno de los ríos más grandes de mundo, no formaba el estrecho buscado pero Magallanes seguiría explorando todas las bahías hacia el sur hasta dar con él y ahora se llama justamente el estrecho de Magallanes.
El nombrado entonces por rio de Solís en honor a su descubridor y haber dado la vida en él, ahora se conoce como río de la Plata.
- Injustamente, creo yo, porque  ¿a causa de qué ese cambio de nombre?
- ¡Vamos Trinquete! , prepárate, que tenemos que virar. Atento a la maniobra.
- ¿Pero ya? … Pero no hemos terminado…
- Pero … ¿Qué hora te crees que es?